domingo, febrero 03, 2008

El cumple de mi queridín. Tartaletas de calabacín



El jueves celebramos el cumple de Angel invitando a una cena informal en casa, tipo buffet, a los amigotes. El pobriño cumple tal purrela de años que le pusimos los números de vela del revés para que sólo cumpliera treinta y cuatro. Le cayeron un montón de regalos pero, curiosamente, del que más presumía fue de un lomo ibérico curado; criaturita. Apareció Jimy, con el comedor, por fin, amueblado, porque, pobre, había que pasarle los bocatas por el pasapuré.

Como fue algo precipitado, puede decirse que improvisamos con todo lo que había por casa. Pusimos guacamole -el plato estrella de mi queridín, tiene que hacerlo por aclamación popular-, ensalada de pez espada ahumado, canapés de Philadephia (sí el que sobró de la sopa, je , je) con pimentón y cebollino, o con pepino y ralladura de limón; salchichas con tomate frito, queso, mostaza antigua y queso ahumado rallado, ibéricos, carpaccio, ensalada de brotes tiernos y pollo asado, y tartaletas de calabacín. Todo Delocay, debió quedar genial, porque no quedaron ni las migas, es más, los amigotes se presentaron temprano y a las nueve estaban todos impacientes por hincarle el diente a lo presentado en la mesa. Vaya pirañas, joé. :-D
Regamos el condumio con cerveza Mahou clásica, Rioja El Coto y mojitos. Aunque la velada se alargó un poco con los más trasnochadores, al día siguiente teníamos una mesita reservada en Botín. Rober, que no quiere perderse nada de éste país, tenía pendiente una visita a este restaurante y quería ir de nuestra mano. Previo vermú, allí nos dirigimos los tres y compartimos unas manitas de cochinillo rebozadas, una menestra de verduras y , ya cada uno, una ración de cochinillino asado de antología, de bueno que estaba. Nos hicieron una foto en la antiquísima cocina, con ese horno recubierto de baldosines decorados que es una maravilla, le enseñamos el local y comimos en la cueva; mi Rober estaba feliz como perdiz y ahora tenemos que ir a Segovia, que está encaprichao. A éste se le queda chica España.

Por la tarde fuimos al cine. Vimos una película horrorosa, y mira que la primera parte sí nos gustó. Estaba yo echando una cabezadita cuando los ronquidos de Angel me despertaron, mira si es buena. Sólo nos reímos cuando el cubano soltó aquello de: ¿qué cosa vamo a ver, Filomeno y Mortadón?

Tartaletas de calabacín.

Ingredientes:
24 tartaletas pequeñitas, 1 calabacín, 1 chalota, 3 ó 4 ajos tiernos, un chorrito de vino chino , una cucharada de salsa de soja, pimienta negra, AOVE y aceite de sésamo, brotes de alfalfa, setas pequeñas en conserva, rúcula.

Rallar el calabacín grueso. Calentar una cucharada de AOVE y saltear la chalota y los ajos. Añadir el calabacín, dejar unos minutos sin que llegue a ablandarse antes de poner el vino, la soja, la pimienta y unas gotas de aceite de sésamo.
Distribuir la mezcla por las tartaletas y decorar unas con rúcula, otras con brotes de alfalfa y las demás con las setas.


Besos


8 comentarios:

LoveSick dijo...

Felicidades a Ángel por su cumple y a los dos por ser una pareja tan maja y haber tenido el detallazo de venir a mi encuentro hace unos días. La película que no pudimos ver entonces ya está colgada en mi blog.

Muchos besos y hasta pronto.

matematicaspaladaryfogones dijo...

DESCONOZCO EL AOVE Y VINO CHINO.
¿QUE SON?

Marisa dijo...

AOVE aceite de oliva virgen extra.
Sobre el vino chino de arroz haré una entrada esta semana y te saco de dudas ;-)

Marisa dijo...

Gracias Lovesick, le transmito tus deseos, guapetón.
Voy a ver ese corto.
Besos

cerise dijo...

Pues.... ¡¡¡¡Feliz cumple para tu queridin!!!! y que buena pinta tienen estas tartaletas!!!!!!

LE BLOG dijo...

Me ha encantado lo de "El goloso en llamas". Felicidades a tu maridín que ya veo que es del mismo signo que yo.

Marisa dijo...

Gracias Cerise y Livia, le pasaré vuestras felicitaciones.

francisco migliore dijo...

muy buena, excelente como aperitivos