sábado, junio 18, 2011

Los días malos, malos. Judías verdes con salsa de anchoas.

Hay días malos, muuu malos. Ayer sin ir más lejos pasé por uno de ellos, parece que todo sale mal. La chunga enfermedad se ceba en mis seres queridos. Pedro marchó a Cuba a ver su tierra querida, estaba muy malito, y no volvió. Luis lleva tres semanas luchando com un campeón desde su cama de hospital. Balín, macho, pareces un astronauta con tanto tubo. Él no me oye. Salgo, lloro, llego a casa abatida, pongo la olla con la comida del perro al fuego y me echo la siesta. Casi quemo la casa. Salía humo hasta de dentro de los armarios. Newchurri me pregunta que qué me pasa hoy que no parezco yo. ¿No ves? Todo me sale mal, ni siquiera he sido capaz de quemar la casa como dios manda. Sonríe y me achucha.

Pero tengo esperanza, hoy mi cuñao está mejor y a mi me han dado el alta de la pata rota y a primeros de mes me incorporaré, después de un año, a mi curro de oficina. El domingo celebraré con una comida de campo mi cumpleaños (qúe bien otro año que cumplo treinta y nueve) y desde ya me pongo a trabajar en el menú con el que agasajaré a los amigotes.

En verano llegan abundantes y baratas las judías verdes al mercado (chauchas). Las como en un muchas preparaciones, frías o calientes, ésta es una de ellas que sirve de primer plato o cenita. Que la disfrutéis.

Judías verdes con salsa de anchoas
Ingredientes para cuatro:

- 1 kg de judías verdes cocidas al dente, ocho anchoas de buena calidad o bien depiladas, un diente de ajo de tamaño a nuestro gusto, cuatro huevos cocidos, un puñado de albahaca fresca, sal y pimienta, vinagre de Jerez, AOVE variedad arbequina.

Muy sencillo. Ponemos en una batidora cuatro anchoas, el ajo, la albahaca, sal, pimienta, el aceite y vinagre a nuestro gusto, y batimos bien.

Picamos finitos dos de los huevos cocidos. Mezclamos la verdura cocida con el picadillo de huevo y la vinagreta. Antes de servir ponemos el resto de anchoas y los otros huevos en trozos más grandes y ya está. Pan y a comeeeeeer.

Se puede dejar hecha unas horas antes para que se empape bien de sabor.

Gracias a Inma Lopez tenemos un bonita foto de judías verdes.

Muchos besos

7 comentarios:

Marona dijo...

Ains, esos días malos deberían estar prohibidos por decreto. Te envío un achuchoncillo y te doy las gracias, porque las judías verdes así me encantan (bueno, yo les pongo también tomatitos, patatas cocidas y atún) pero la idea de triturar la vinagreta nunca se me había ocurrido y la pienso probar seguro. ¿Veremos las cositas de la comidita campestre? ¡Besotes!

Marisa Beato dijo...

Pos claro. Aunque me he complicado poco la vida, la verdad.
Besos wapa

Princeso dijo...

En estos dias lo mejor es meterse en la cama y volver a levantarse,sino cambia la cosa no será por no intentarlo.¿no?
Un abrazo y ánimo.

MaryLou dijo...

Hay días malos como dices, pero como semos las más mejores los superamos... todo el año estamos con historias de hospital con mi marido. Ayer salimos después de diez días...
Pero que no decaiga, guapa! hoy es el cumple de mi hija y le he hecho un pastel divino... tus judías verdes también son estupendísimas... qué vamos a hacer, luchar como leonas!!!
Un fuerte abrazo, guapa!!!!

cannella dijo...

Marisiña, hoy es domingo, tu cumple, acabo de leer el post.
Un abrazo enorme y muchas felicidades...siempre que llueve, escampa, dicen por aquí.

Marisa Beato dijo...

Gracias Canny.
Besos

Doña Col dijo...

¡Ánimo reina!